lunes, octubre 22, 2007

poema de Miguel Piñero

“La bodega vendía sueños”

Escribí este poema en el avión y dice así:

Soñé que era poeta, escribiendo canciones para navegar en plata
Poderosas palabras chocan contra las paredes de acero y asfalto erguidas en pensamientos débiles…
y las mentes sollozan en los que duermen

Sustituye el pasatiempo de la colección de envoltorios…
para impregnar jóvenes ideas estancadas

Soñé que era un poeta

Las palabras brillan doradas y empieza otra fiebre del oro…
en bodegas, donde cantan canciones y poemas de poetas

Pero la luz del sol se cuela por las persianas venecianas…
y los ojos odian el curso del tiempo

Relojes sudando, jurando esclavos de la ultima moneda
Un asombroso viaje de una moneda

El sudor insulta el orgullo del poeta
Palabras que se pasan en rojo y avanzan en verde

Sueños de poetas que terminan en una factoría
Es uno de un millón desapercibido por una bodega
Así que sueña

Miguel Piñero

Escritor, poeta, reportero, actor, ladron y drogo
1946-1988