sábado, noviembre 20, 2004

no en el nombre de Pessoa
no en el nombre de Vallejo
no en el nombre de Neruda
no en el nombre de Novalis
ni de Rimbaud, Baudelaire
o cualquier otro
si no en el de su puta madre